UNAM
21 de octubre de 2018
II
II
¿Cómo ves?
Inicio » Número » Índice 120 » De entrada
imprimirpdfmenosmas

De entrada

No. 120

Dice Joaquín Sabina en una de sus canciones más populares: “Sabes mejor que yo que hasta los huesos sólo calan los besos que no has dado”. Puede ser, siempre y cuando los tales huesos estén en buenas condiciones. Por fortuna hoy en día existen maneras de repararlos y a ello dedica buena parte de su esfuerzo un grupo de investigadores de la UNAM. Ellos han desarrollado formas de modificar diversos materiales a fin de que faciliten o permitan la regeneración de huesos dañados. Y también de la piel, que, en palabras del mismo Sabina, es uno de los lugares donde puede anidar la poesía. De estos avances, que se enmarcan en el área de los biomateriales, da cuenta Verónica Guerrero en el artículo de portada.

Miguel Rubio aborda un tema que no sería apropiado en una cena, y tampoco es precisamente poético, pero que reviste gran importancia tanto para nuestra salud como para la historia evolutiva del ser humano. Miguel relata como él y otros dos investigadores llegaron a formular una hipótesis sobre la función del asco y su relación con el sistema inmunitario.

Sergio de Régules presenta un texto que mira al futuro. Trata de lo que se está haciendo para advertir a las generaciones venideras, de manera contundente, sobre la ubicación y el contenido de depósitos que albergan lo que seguramente será el legado más peligroso de nuestro tiempo: los desechos radiactivos.

Daniel Martín Reina, en cambio, va al pasado para contarnos los afanes de un científico, inventor y político para desentrañar la naturaleza del rayo. Daniel nos muestra que prácticamente todo lo que hizo Benjamín Franklin, desde la creación de la armónica de cristal hasta su destacado papel en la redacción de la Declaración de Independencia de Estados Unidos, dejó huella.

“Bótox” es un término que usualmente nos remite al mundo de las celebridades obsesionadas con preservar la juventud. Alejandra Orozco va mucho más allá, para contarnos sobre las aplicaciones terapéuticas de uno de los venenos naturales más poderosos que existen. Y que sí, temporalmente quita las arrugas.  

 

Estrella Burgos

En ediciones anteriores
Slide 1

En busca de otros mundos

Slide 2

Aguas profundas: crónica de un desastre anunciado*

Slide 3

La inteligencia artificial no es como la pintan

Facebook Twitter Google+ YouTube

suscripción Antología Nuestro canal en Youtube
promociones2 promociones1 promociones3
Evita el ciberbullying Nutilus
Subir