UNAM
18 de octubre de 2018
II
II
¿Cómo ves?
Inicio » Número » Índice 46 » De entrada
imprimirpdfmenosmas

De entrada

No. 46

Queremos dedicar este número de ¿Cómo ves? a la memoria del Dr. Miguel Ángel Herrera Andrade, quien fuera investigador del Instituto de Astronomía, profesor de la Facultad de Ciencias y Director de Vinculación de la Dirección General de Divulgación de la Ciencia de la UNAM. El Dr. Herrera y su esposa, la Dra. Carmen Salinas, fallecieron el pasado 28 de julio en un accidente.

Desde los inicios de esta revista, el Dr. Herrera colaboró en ella como autor y después, en su calidad de Director de Vinculación, la promovió y apoyó de muy diversas maneras, con gran entusiasmo; consiguió recursos para su publicación y fue asesor en el área de astronomía.

Como astrónomo investigó sobre estrellas múltiples, astrofísica relativista y cuerpos menores: cometas, asteroides y meteoritos. En el último congreso al que asistió en Palermo, Italia, presentó un trabajo sobre la probabilidad de que un meteorito impactara sobre un avión comercial.

Durante 30 años fue docente universitario y sus estudiantes disfrutaron enormemente sus cursos; uno de sus libros de texto aborda la física moderna y otro la astrofísica.

El Dr. Herrera fue un gran divulgador de la ciencia, gracias a que conocía a profundidad su materia de estudio y que tenía un ingenio natural para hacer accesible y ameno el conocimiento del cosmos.

Escribió 16 libros de divulgación y numerosos artículos y guiones para museos; hizo series de televisión, participó en programas de radio y dictó casi 600 conferencias en la mayoría de los estados de México que cautivaban a su auditorio, sin duda la más popular era la de vida extraterrestre.

Miguel Ángel Herrera fue un convencido de la necesidad de apoyar académicamente al magisterio nacional; participó e implementó cursos para docentes y escribió para ellos. También estaba comprometido con el movimiento escéptico que tiene como propósito ayudar a la población a tener un pensamiento crítico, no dejarse engañar por los charlatanes, maravillarse por la ciencia y usarla como herramienta.

La personalidad del Dr. Herrera fue deslumbrante, tenía un gran sentido del humor y pasión por la música. Cantaba en varios coros y la última obra que puso fue el Réquiem de Mozart, pero además tocaba el piano, Bach a dueto, y la guitarra; las canciones de Chava Flores eran algunas de sus favoritas. Le entusiasmaba el béisbol y se reunía con sus amigos a jugar dominó. Era un artista de la palabra, amaba a su familia y a los libros.

Miguel Ángel fue un gran director de Vinculación; no sólo procuró la publicación de esta revista sino también de las colecciones de libros y folletos de la Dirección General de Divulgación de la Ciencia, se ocupó de la biblioteca, coordinó cursos, programas de radio, estimuló a jóvenes hacia la investigación y equipó de un sistema de cómputo moderno a la dependencia.

Para todos nosotros fue un privilegio conocerlo y trabajar con él.

 

Estrella Burgos

En ediciones anteriores
Slide 1

En busca de otros mundos

Slide 2

Aguas profundas: crónica de un desastre anunciado*

Slide 3

La inteligencia artificial no es como la pintan

Facebook Twitter Google+ YouTube

suscripción Antología Nuestro canal en Youtube
promociones2 promociones1 promociones3
Evita el ciberbullying Nutilus
Subir