UNAM
21 de junio de 2018
II
II
¿Cómo ves?
Inicio » Número » Índice 152 » ¿Quién es?
imprimirpdfmenosmas

¿Quién es?
Eberto Novelo Maldonado
Foto: Ernesto Navarrete

No. 152 Eberto Novelo Maldonado

El discreto encanto de las algas

Según la creencia maya, Pakal, quien gobernó durante 68 años la ciudad de Palenque en el siglo VII, aún reina en el inframundo. Si es así, quizá se haya dado cuenta de que desde 2004 ya no vienen los admiradores a visitar su recinto funerario, ubicado en el Templo de las Inscripciones, descubierto en 1952 por el arqueólogo Alberto Ruz. El Instituto Nacional de Antropología e Historia decidió cerrar el templo al público debido al daño ocasionado por las algas que proliferan en el estuco (recubrimiento utilizado por los mayas) como consecuencia de la humedad, el calor de las luces que iluminaban los grabados y relieves, y el sudor de los más de 600 000 turistas anuales. Quienes no pudimos disfrutarlo deberemos conformarnos con las reproducciones de la tumba que se encuentran en el Museo Nacional de Antropología e Historia, en la Ciudad de México, y en el museo de sitio, en Palenque.

La invasión de algas en Palenque no es un caso aislado: en Bonampaky Yaxchilán también se presentan estos crecimientos en los muros de las estructuras prehispánicas. Eberto Novelo Maldonado, investigador de la Facultad de Ciencias de la UNAM, y su equipo estudian estos microorganismos, entre cuyas características están “su resistencia a la desecación, a altas intensidades de luz y a la escasez intermitente de nutrimentos”, según Novelo, tutor de 22 tesis de licenciatura y posgrado.

Las algas se manifiestan como manchas negras o naranjas con una textura semejante a la del musgo. Las ruinas afectadas se ven feas y descuidadas, a decir del especialista. “El viento puede acarrear semillas o esporas, lo que dará lugar a la germinación de plantitas y musgos que penetran la estructura y la disuelven, y como hay humedad, las ruinas se convierten en un hábitat perfecto para amibas, milpiés y arañas, entre otras especies”.

Apasionado de su trabajo, Eberto Novelo explica que actualmente él y su grupo analizan cuál podría ser el mejor método de limpieza para no dañar los edificios. En el pasado algunos especialistas llegaron a utilizar sustancias que resultaron corrosivas a las paredes y no eliminaron las colonias de algas.

Pese a todo, Novelo Maldonado aprecia lo que podríamos llamar “el discreto encanto de las algas”. Sus investigaciones también lo han llevado a concluir que en algunos casos estos organismos se convierten en una capa protectora contra fracturas y el deterioro de los muros ancestrales. “Las plantitas y los animalitos se pueden quitar de forma manual uno por uno, dejando las algas. Para ello es necesario cambiar la actitud ante las manchas y verlas como parte del entorno natural. Hoy los turistas quieren ver las paredes de las ruinas blanquitas”.

El entusiasmo por ésta y otras investigaciones relacionadas con las algas continentales data de su niñez. Eberto disfrutaba de “los bichos” y “las plantas”, y por eso se inscribió en la carrera de biología en la Facultad de Ciencias, donde actualmente es profesor titular de carrera. Describir nuevas especies y compartir con los alumnos el momento en que se titulan son dos de las satisfacciones que le mantienen la emoción a flor de piel.

Su sensibilidad hacia el estudio de la vida se complementa en su gusto por la música de concierto: la décima sinfonía de Shostakovich, la quinta de Mahler o la de Beethoven, o La pasión según San Juan, de Bach, entre otras obras, son esenciales en sus ratos de relajación, así como el cine de arte y jugar con su perra Alenka. Así se prepara Eberto Novelo para el nuevo día.

Personalmente

Adónde iría si pudiera viajar...

En el universo. A cualquier otro planeta donde hubiera vida.

En el tiempo. Tres millones de años atrás, para atestiguar la evolución temprana de la vida.

En la tierra. A sitios arqueológicos de México y Latinoamérica.

Norma Ávila Jiménez

En ediciones anteriores
Slide 1

Cambio climático, ¿qué sigue?*

Slide 2

Nuevas drogas sintéticas

Slide 3

Jugo de Sol: combustible a partir de fotosíntesis artificial

Facebook Twitter Google+ YouTube

suscripción Antología Nuestro canal en Youtube
promociones2 promociones1 promociones3
Evita el ciberbullying Nutilus
Subir