UNAM
18 de enero de 2018
II
II
¿Cómo ves?
imprimirpdfmenosmas

Retos

No. 209 La nueva luz

A todas luces

Para qué contar la manera en la que Simón perdió su ojo, si lo más sorprendente es lo que comenzó a sucederle después de perderlo. Una tarde iba con su parche en el metro que va de Taxqueña a Cuatro Caminos cuando en la estación Nativitas se subió al vagón un vendedor que en lugar de ofrecer los típicos discos piratas, cortauñas y pastillas para la tos, dijo: “Damitas y caballeros, como una oferta especial de los laboratorios ópticos La Nueva Luz les traigo aquí nuestro último desarrollo tecnológico: ¡el ojo artificial inteligente! Este ojo tiene distintos niveles de visión diurna y nocturna, provee información de lo que se está observando, cuenta con una interfaz que se conecta al área matemática del cerebro para realizar rápidos cálculos de lo que se ve, como distancias en kilómetros, metros o centímetros, y cuenta también, entre otras fantásticas aplicaciones, con visión de rayos X. Anímese y póngase un ojo artificial de La Nueva Luz por sólo 30 pesitos y si compra un par se los dejo en 50 pesitos”.

Ningún pasajero se animó a pagar 30 pesos por algo que a todas luces sonaba a fraude, pero Simón buscó en su bolsillo los 30 pesos y le pidió un ojo al vendedor. Después de mirar con atención el ojo artificial inteligente —que sin lugar a dudas no era más que una simple canica de vidrio—, abrió la bolsa de plástico, se levantó el parche del ojo y se colocó el nuevo ojo en la cuenca vacía y ¡zas! comenzó a ver como nunca. De inmediato exploró las aplicaciones que contenía y todas funcionaban perfectamente bien. Por ejemplo pudo ver claramente cuánto dinero traía en el corpiño la señora sentada en frente y cuánto traía en la bolsa su hija. La mente de Simón no sólo hizo la cuenta del dinero que llevaba cada una sino que además le proporcionó el dato de que una de ellas tendría exactamente 10 veces el dinero que le quedaría a la otra si se restaba el dinero que traía la otra, que era exactamente lo mismo que el doble del dinero que tendría cualquiera de ellas si la otra le diera todo el dinero que traía, además de que una traía apenas 20 pesos más que la otra.

¿Cuánto dinero traía cada señora?

Surge la luz

Después de aprender a controlar su ojo de La Nueva Luz, Simón decidió que aprovecharía su nuevo poder para ayudarle a la gente a salir de problemas. A la primera que ayudó fue a su vecina Rosa, que ya debía 1 año de renta. Precisamente 2 días antes de que la fueran a desalojar, llegó afuera del edificio un extraño camión cuya caja de redilas estaba totalmente cubierta por una tela negra. En cuanto se estacionó algunos vecinos se acercaron y vieron sorprendidos cómo de la cabina del camión bajó una guapísima edecán de la radiodifusora La chaparrita 64.8 retándolos a adivinar cuántos perros chihuahua, ratoneros y salchichas traía en el camión. Como pista les dijo que había al menos 1 ejemplar de cada raza y que los huesos que traía dentro de un costal los podía repartir entre todos los perros dándoles 3 huesos a cada salchicha, 2 a cada chihuahueño y medio hueso a cada ratonero.

Evidentemente, como la gente no sabía cuántos huesos había en el costal, nadie atinó a adivinar. En cuanto Simón vio que Rosa quería concursar, rápidamente utilizó su visión especial para ver cuántos huesos había en el costal y en cuanto su mente calculó que había exactamente 20 huesos, ya ni le hizo falta mirar con sus rayos X cuántos perros de cada raza había. Le susurró a Rosa la respuesta.

Si Rosa ganó el premio de 4 millones de pesos, ¿cuántos perros de cada raza había en el interior del camión?

La luz que no ves

Después de cobrar el premio Simón y Rosa se fueron de viaje de celebración al puerto de Veracruz. Una tarde estando recostados en el malecón, Simón se fijó que en el horizonte había 2 barcos pesqueros, uno rojo y otro azul. Con su vista de rayos X calculó que si el barco azul le diera 15 toneladas de la pesca que traía al rojo, ambos tendrían la misma cantidad de pescado, mientras que si el rojo le pasara 70 toneladas al azul y éste pescara 30 toneladas más, el azul tendría el doble de toneladas de pescado que el rojo. Y en esos pensamientos estaba Simón cuando Rosa le confesó que ella tenía dotes telepáticas. Simón se rió y le dijo que no le creía nada pero ella le dijo que sabía que estaba pensando en el cargamento de pescado de los barcos que se veían en el horizonte y le dijo cuántas toneladas había en cada barco.

¿Cuántas toneladas de pescado traía cada barco?

Soluciones al número anterior

En familia
Chabela era Capricornio y su fecha de nacimiento era el 1 de enero de 1990.

Catafixia.
El número secreto es 115 y Chabelo tenía exactamente 62 años de edad.

Suerte, suerte, suerte
Chabelo traía 8 500 pesos, por lo que Chabela salió ganando.

 

Antonio Ortiz

En ediciones anteriores

Facebook Twitter Google+ YouTube

suscripción Antología Nuestro canal en Youtube
promociones2 promociones1 promociones3
Evita el ciberbullying Nutilus
Subir